Descubre lo que nunca debes hacer a un recién nacido

Descubre lo que nunca debes hacer a un recién nacido

Un bebé recién nacido, es un ser que requieres de muchos cuidados. Es por ello que hay ciertas cosas que nunca debes hacerle. Ciertas acciones hacia tu bebé pueden provocar algunos problemas en el infante que tendrán un gran impacto en su desarrollo.

Cosas que jamás debes hacer a un recién nacido

Una de las más grandes alegrías que puede tener una persona es la llegada de un bebé, esa personita a la cual deberás cuidar y darle todo tu amor y la cual será la alegría del hogar. Es por ello que cuando este llega al hogar, hay que tener ciertos conceptos básicos de lo que debes y no debes hacer.

Bajo ninguna circunstancia debes ignorarlo

Un error que pueden comer algunos padres, es el de ignorar al recién nacido. Ya sea en la cama, en la cuna, en el cambiador o en algún cuarto, nunca debes dejar solo al bebé. Por otro lado debes tener en cuenta que la forma de comunicarse es por medio del llanto, cuando llora es porque algo necesita. Es por ello que en ningún momento debes dejar al bebé solo.

Si eres de esas personas con la creencia de que debe aprender a ser “independiente”, debes tener en cuenta que se trata de un bebé, que depende de su madre la cual debe estar cerca del para atenderlo.

Poner horarios para amamantar

En caso de que tu bebé, acepte la leche materna, no debes poner horario para amamantarlos. Debes ser algo de libre demanda, cuando el neonato lo desee. Debes tener en cuenta que un bebé, querrá leche materna para calmar su hambre o sed.

Por otro lado si el niño rechaza la leche materna o tú decides alimentarlo con fórmula, debes poner horarios para alimentarlo. Lo más recomendado es hacerlo cada 3 horas.

Dejar que llore

Aunque en muchos casos habrás escuchado decir, que debes dejar que el niño llore, de otro modo lo mal acostumbras, pues esto es MENTIRA. Dejar que el bebé llore es lo peor que puedes hacer, aunque este deje de llorar en cualquier momento, debes tener claro el por qué dejará de llorar. El mismo entenderá que no te interesa en lo absoluto lo que le pase. Ten siempre en mente que un bebé llora porque algo necesita, el llanto de un bebé es su forma de comunicarse por lo tanto no debe ser ignorado.

Dejarlo solo cuando duerme

Descubre lo que nunca debes hacer a un recién nacido 1

Algo que debes tener muy claro es que un recién nacido, no duerme igual que un adulto. Por lo general los bebé, tienden a levantarse cada 2 o 3 horas para buscar los brazos de su madre y volver a dormir. Ten en cuenta que con el pasar del tiempo, el poder conciliar el sueño por sí solo es algo que ocurrirá de manera natural mientras este va madurando.

Afortunadamente puede usar un colecho o llevar la cuna a tu cuarto para evitar levantarte tantas veces en un noche.

Sacudirlo de forma brusca e inapropiada

Algunos padres piensan que una forma de calmar el llanto de su bebé es por medio de una sacudida. No obstante sacudirlos de forma brusca no hará que tu bebé deje de llorar. De hecho si haces esto, puedes asustar al bebé y ocasionar que llore con mayor intensidad. Además de asustarlo debes tener en cuenta que un recién nacido es frágil y puede resultar herido. Lo mejor es tomarlo entre tus brazos, donde podrá sentirse en paz y en tranquilidad

Negarte a cargarlo

Si buscas relajar a tu bebé, lo mejor que puedes hacer es llevarlo a tus brazos. Debes tener en cuenta que si el recién nacido, está separado por 3 horas del contacto físico con la madre, este puede estresarse, e incluso puede llegar a desarrollar déficit en la memoria. Un bebé es un ser indefenso que no puede valerse por sí mismo, es por ello que necesita del contacto de la madre para sentirse protegido.

También debes tener en cuenta evitar el contacto, durante sus primeros años de vida puede ocasionar un desgaste en los receptores de las hormonas de la felicidad.

Implementar un castigo

Descubre lo que nunca debes hacer a un recién nacido 3

Para cuidar un recién nacido, hay que tener mucha paciencia, darle una nalgada a tu bebé ocasionará que este desconfíe de quien lo cuida. Siempre tienes que ser paciente y tener en cuenta que los padres que pueden regular sus emociones negativas, garantizan adultos mucho más empáticos y cooperativos.

Conclusión

La mejor conclusión que se puede sacar de todo esto, es que aunque la maternidad no sea fácil es algo que trae mucha felicidad. Por ello hay que ser pacientes, cariñosos y amorosos con estos frágiles seres, que en un futuro se convertirán en excelentes adultos.

Así que recuerda, no castigues a tu bebé, no te niegues a cargarlo, no lo dejes llorar y más importante bajo ninguna circunstancia lo ignores. Siempre debes darle todo tu amor y cariño.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *